SECCIONES
ARMENIA
LOCALES
DIÁSPORA
UGAB
INSTITUCIONES
EMPRENDIMIENTOS Y PYMES
OPINION
AGENDA
SOCIALES
Temp.: -
Hum.: -
Miércoles 19 de Junio - Buenos Aires - Argentina
PREMIO MEJOR MEDIO DE PRENSA PUBLICADO EN LENGUA EXTRANJERA - MINISTERIO DE LA DIASPORA DE ARMENIA 2015
Opinion - Ani Avetisan
Armenia: La disputa con Rusia experimenta otro pico
08 de Junio de 2024

Las relaciones entre Armenia y Rusia están experimentando otro aumento de tensión. El gobierno armenio cerró brevemente una importante plataforma de propaganda rusa, y el primer ministro Nikol Pashinian acusó a dos estados miembros no identificados de la OTSC, encabezada por Moscú de conspirar para ayudar a Azerbaiyán a reconquistar Nagorno Karabaj.

Armenia y Rusia, que alguna vez fueron socios estratégicos, se han enfrentado en medio de acusaciones de Ereván de que el Kremlin no cumplió con sus obligaciones de defender los intereses de seguridad armenios durante la Segunda Guerra de Karabaj.

Los combates terminaron en el otoño de 2023, cuando las fuerzas azerbaiyanas expulsaron del territorio a unos 100.000 residentes armenios de Karabaj. Desde entonces, el gobierno de Pashinian ha degradado las relaciones con Rusia, al tiempo que ha forjado vínculos más fuertes con Estados Unidos y la Unión Europea.

Los funcionarios de Ereván anunciaron el 29 de mayo la suspensión de las transmisiones de la emisora ​​estatal rusa, Channel One, aparentemente citando deudas impagas con la agencia armenia que controla las frecuencias digitales. Pero la medida también parecía tener una conexión política.

La suspensión se produjo tras la emisión por parte del Canal Uno de un programa de entrevistas en el que se presentaban feroces críticas al liderazgo de Pashinian.

Durante el programa, los legisladores rusos acusaron a Pashinian de socavar la alianza ruso-armenia y de hacer concesiones excesivas a Azerbaiyán que debilitaron la seguridad nacional de Armenia. Las transmisiones del Canal Uno se reanudaron en Armenia, según informes de los medios de comunicación, el 31 de mayo, después de que Rusia cubriera sus atrasos en los pagos.

Días antes de que se anunciara la prohibición, Pashinian acusó a “dos” miembros de la Organización del Tratado de Seguridad Colectiva (OTSC), liderada por Moscú, de apoyar los esfuerzos bélicos de Bakú. Armenia también es socio de la OTSC, pero como parte de las frías relaciones bilaterales que han envuelto las relaciones con Moscú, Ereván ha congelado su participación activa en la alianza.

“Conozco al menos dos países miembros de la OTSC que participaron en la preparación de la guerra contra nosotros. Es posible que estos países hayan creado la ilusión de que querían ayudarnos”, dijo Pashinian el 22 de mayo. “El objetivo de esta guerra era llegar a la inexistencia de un Estado armenio independiente”.

Pashinian mencionó más tarde los comentarios que el dictador bielorruso Alexander Lukashenko hizo durante su visita a Azerbaiyán a mediados de mayo. Con esta mención, implicó en su evaluación que Bielorrusia era uno de los conspiradores anónimos.

El primer país en reaccionar ante la acusación de Pashinian fue Rusia. La portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores ruso, María Zakharova, interpeló al primer ministro armenio a dar nombres.

“Me pregunto de qué países estaba hablando el primer ministro armenio. ¿todos deberíamos adivinarlo o nos lo dirán más tarde? dijo Zakharova en una conferencia de prensa en Moscú.

Zakharova afirmó que Rusia había hecho todo lo posible para garantizar que Armenia "no se sintiera abandonada y olvidada" durante la guerra de seis semanas con Azerbaiyán.

Zakharova señaló que Rusia negoció un acuerdo de alto el fuego en octubre de 2020, que Pashinyan rechazó inicialmente, lo que resultó en más pérdidas territoriales para Armenia, antes de aceptar otro alto el fuego mediado por Rusia dos semanas después.

El 24 de mayo, Rusia llamó a consultas a su embajador en Armenia, Sergei Kopyrkin, en medio de tensiones diplomáticas en curso. Zakharova anunció la medida, pero no dio ninguna explicación. El Ministro de Asuntos Exteriores ruso, Sergei Lavrov, tampoco ofreció ninguna razón por la medida y se limitó a decir que “los embajadores vienen regularmente para realizar consultas”.

(Este artículo apareció originalmente el 31 de mayo en www.eurasianet.org).

Más leídas