SECCIONES
ARMENIA
LOCALES
DIÁSPORA
UGAB
INSTITUCIONES
EMPRENDIMIENTOS Y PYMES
OPINION
AGENDA
SOCIALES
Temp.: -
Hum.: -
Miércoles 07 de Diciembre - Buenos Aires - Argentina
PREMIO MEJOR MEDIO DE PRENSA PUBLICADO EN LENGUA EXTRANJERA - MINISTERIO DE LA DIASPORA DE ARMENIA 2015
Armenia - Pintor, Mikayel Haroutionian
"El arte es una locura"
24 de Noviembre de 2022

Artista Mikayel Haroutionian, a pesar de su edad, 25 años, no es un nombre nuevo en el arte armenio.

Mikayel Haroutionian empezó a dibujar en la más tierna infancia, como todos los niños, pero no paró como la mayoría, . solo lo hizo por un momento cuando se dedicaba a la música, parecía que esa era su forma de arte. "Los deseos se convirtieron en un punto de inflexión para nosotros, y mi hermano, que se dedicaba a la pintura, finalmente él comenzó a dedicarse a la música, y yo dejé la música y comencé mi camino en el campo de la pintura", cuenta Mikayel Haroutionian en su conversación, y modestamente agrega que ha tenido cuatro exposiciones individuales, la primera en su vida fue cuando tenía 12 años.

Era hora de evolucionar el talento natural. Mikayel tomó lecciones del artista Eduard Sassoon durante dos años y en 2016 ingresó a la Academia de Bellas Artes, estudió en el estudio de Aram Isabekian y Artur Yovhannisian. "Fue un período de adquisición de conocimientos y experiencia para mí", añade Mikayel.

Fruto del talento del artista es el éxito que lo acompaña siempre, no sólo en su tierra natal, sino también fuera de sus fronteras. Recientemente, en 2021, ganó el 1er premio en el concurso internacional "Sacro Art Prize - 2021" organizado por el "Catholic Art Institute" de EE. UU., y su obra fue reconocida como una de las mejores en el prestigioso concurso "Figurativas - 2021" y cuatro de sus obras, expuestas en el Museo Europeo de Arte Contemporáneo de Barcelona.

En 2016, cuando Mikayel aún era estudiante de primer año, recibió el premio "Escudo Tekeyan" de la Asociación Cultural "Tekeyan" de Armenia, convirtiéndose en el premiado más joven en la categoría "Arte". Los premios de numerosos concursos internacionales son una especie de evaluación agradable para Mikayel, pero el evento más esperado de la vida creativa del artista fue el motivo de una pausa creativa, su pintura "Ya está hecho", que representa la crucifixión de Jesucristo, fue consagrada recientemente en Jerusalén y encontró su lugar permanente en la Iglesia de la Santa Resurrección, cerca de la tumba de Cristo. En una entrevista con nosotros, Mikael Haroutionian admite que el evento fue realmente extraordinario en su vida, después del cual no tomó un pincel durante algún tiempo, "lo que sucedió me pareció un gran regalo espiritual".

pintorcruzPor orden del Katolikós de Todos los Armenios Karekin II, a Mikayel Haroutionian se le encomendó la serie de retratos de los katolicós armenios y ellos encontraron su lugar en el altar de la Santa Sede. 

Aunque las obras de Mikayel Haroutionian sobre temas espirituales son conocidas por el público amante del arte, trabaja sobre diferentes temas. Los lienzos tienen toda la paleta con enfoques de autor e inspiración única.

El artista "se encuentra" con sus obras de diferentes años todos los días en su casa-estudio. Según el autor, es una especie de cuadro sobre su historia, de dónde vino, dónde está ahora y hacia dónde puede ir . " Mi comienzo está siempre frente a mis ojos".

Hablando sobre el pasado y las deficiencias, Mikayel admite que antes hubo momentos en los que quería corregir el trabajo con nuevas capas, pero cambió de opinión: no hay necesidad de corregir la historia, solo se deben aprender lecciones de ella.

Mikayel asegura que su primer crítico es él mismo, luego sus padres, quienes jugaron un papel muy importante en la vida del artista, para mantenerse firme en el camino creativo. También está en contacto constante con sus colegas senior... escucha los consejos de ellos, se sienta en el mostrador.

4 (1) 2 (1)

Incluso hoy, el artista se encuentra en un período de intensa creatividad, recibe pedidos de diferentes rincones del mundo. Recuerda con orgullo las obras guardadas en iglesias, museos y colecciones privadas de 17 países, pero  distingue a uno, el famoso pianista de jazz armenio, el empresario Avo Uvezian que confió su retrato a Mikayel Haroutionian cuando tenía 16 años. Posteriormente, ese retrato fue impreso en la portada de la revista estadounidense "La Cohoba".

"Para mí, la apariencia es un medio para transmitir algo, no la importancia. Hasta ahora, he creado en muchos géneros, trabajado con diferentes materiales”, dice Mikayel Haroutionian, y agrega que el arte es una locura, la imprevisibilidad también es posible.

Y antes de que esas locuras se hagan realidad, Mikayel se marcha el año siguiente al extranjero para perfeccionar el don dado por el Altísimo, lo que marca un nuevo camino para el joven autor, dando a luz al reflejo artístico de su sensible mundo interior.

Centro de prensa de la Asociación Cultural "Tekeyan" de Armenia

Cristina Melkonian

Más leídas